Skip to Main Content

++

Introducción

++

El envejecimiento es un proceso biológico normal, con características evolutivas importantes, entre otras: dinámico, progresivo, irreversible, complejo y variado, que difiere en su presentación y desarrollo en cada individuo. Inician las evidencias de esta etapa después de la madurez, afectando órganos y sistemas, es así, que, a medida que aumenta la edad y las características propias del estilo de vida, el compromiso sistémico es mayor y más complejo, ocasionando un descenso gradual de las distintas funciones, como las actividades de la vida diaria, entre otras.

++

Los cambios demográficos en México evidencian el aumento en cifras de la población de adultos mayores, aunado a la transición epidemiológica, así como los programas de medicina preventiva de la política de salud mexicanos, aumentan la expectativa de vida (actualmente de 75 años) y, por consiguiente, este grupo etario padece con mayor frecuencia trastornos crónicos, agudos e incluso terminales, de tal manera que hasta el tratamiento es una fase relevante aunada al envejecimiento, ya que el uso indicado o no de más de tres medicamentos simultáneos ocasiona reacciones o eventos adversos.

++

Se ha dicho que el proceso de envejecimiento aún se desconoce; sin embargo, según los investigadores dicho proceso empieza con cambios a nivel celular. Las células experimentan cambios, se hacen más grandes y poco a poco pierden su capacidad funcional y, lo que es peor, inician con procesos de funcionamiento anormal.

++

Por esta razón, desde tiempo atrás se han propuesto teorías para explicar el proceso de envejecimiento. Goldstein y colaboradores las han dividido en dos grandes categorías: las que afirman que el proceso de envejecimiento sería el resultado de la suma de alteraciones que ocurren en forma aleatoria y se acumulan a lo largo del tiempo (teorías estocásticas), y las que suponen que el envejecimiento estaría predeterminado (teorías no estocásticas). De estos grupos se mencionan de manera importante los siguientes:

++

Teorías históricas. Dieron el impulso a aquellas investigaciones en el desarrollo de la biogerontología y pueden considerarse la aportación más relevante. Habría que destacar dos estudios significativos:

  • Teoría de Brown-Séquard. Estos investigadores establecían una relación entre la declinación de la función glandular y la declinación del humano. Es evidente que esto ocurre en ciertas glándulas, pero no hay una relación causa-efecto.

  • Teoría de Metschnikoff. Relacionó el envejecimiento con la nutrición. Se basa en que la persona envejece por la intoxicación de sustancias desde el intestino al ingerir nutrientes. Es fundamental la dieta, pero a pesar de mantener una dieta equilibrada no se puede evitar esta etapa, pero sí mantener una mejor calidad de vida.

    Teorías orgánicas. Ayudan a comprender mejor el proceso del envejecimiento.

    Teoría de los radicales libres de Harman, Jaime de Miguel. En las reacciones metabólicas, las células consumen oxígeno, este consumo conlleva como efecto negativo la producción de los llamados radicales libres. Este proceso que se produce en todas las células del organismo con el tiempo puede lesionar el DNA celular ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.