Skip to Main Content

++

COMPLICACIONES DE LA HEMODIÁLISIS

++

La hemodiálisis (HD) es una forma de terapia de restitución para pacientes con insuficiencia renal crónica terminal (IRCT). En México, cerca de 74 290 individuos se someten a este procedimiento de manera crónica; por lo general se realizan tres sesiones por semana. En este procedimiento se extrae la sangre del paciente a través de diferentes tipos de accesos vasculares y luego de pasar por un filtro se retorna al individuo. Los productos de desecho nitrogenado, potasio, fósforo y magnesio se mueven por gradiente de concentración al dializado; en sentido contrario (hacia el torrente sanguíneo) lo hacen el calcio y el bicarbonato, presentes en mayores concentraciones en la solución de diálisis. La HD permite corregir la sobrecarga de volumen mediante un mecanismo de convección.

++

Las complicaciones más frecuentes durante la hemodiálisis son: hipotensión (30 a 20%), calambres (20 a 5%), náuseas y vómitos (15 a 5%), cefalea (5%), dolor torácico (5 a 2%), dolor lumbar (5 a 2%), prurito (5%) y fiebre y escalofríos (<1%).

++

Hipotensión relacionada con la hemodiálisis

++

Es la complicación intradialítica aguda más común; es más frecuente en pacientes ancianos y mujeres. Las principales causas de hipotensión son cinco:

++

  1. Disminución del volumen sanguíneo relacionado de manera estrecha con grandes volúmenes de ultrafiltrado.

  2. Vasoconstricción inadecuada por factores como administración de medicamentos antihipertensivos, ingesta de alimentos durante la diálisis, anemia, uso de acetato como base, temperatura de la solución de diálisis y neuropatía autonómica.

  3. Factores cardiacos, en particular isquemia, arritmias y disfunción diastólica.

  4. Causas poco frecuentes de hipotensión (p. ej., taponamiento cardiaco, sepsis, hemólisis, embolia aérea, reacciones a la membrana, etc.) que deben tomarse en cuenta luego de excluir las causas más frecuentes.

  5. El paciente también puede presentar calambres musculares, cardiopatía isquémica, dolor abdominal, pérdida de la conciencia y daño isquémico transitorio.

++
Manejo
++

  1. Colocar al paciente en posición de Trendelenburg si su estado lo permite.

  2. Infundir un bolo de solución salina a 0.9% de 100 ml o más si se requiere. Debe considerarse el estado del volumen intravascular y evitar la sobrecarga de volumen. En el tratamiento de la hipotensión en HD se utiliza como alternativa al suero salino isotónico, suero salino hipertónico, manitol, expansores del plasma y albúmina; a menos que el episodio de hipotensión se acompañe de calambres, este tipo de soluciones aún no demuestra superioridad respecto a la solución salina isotónica.

  3. Suspender la ultrafiltración (UF), la cual puede reanudarse a una tasa más baja si el estado del paciente lo permite.

  4. El tipo de filtros disponibles en el momento actual y el contar con consoladores de UF hacen innecesario disminuir el flujo sanguíneo en pacientes hipotensos durante la hemodiálisis, siempre que se cuente con estas ventajas.

  5. En pacientes con hipotensión persistente o autonómica, la midodrina (un agonista periférico adrenérgico alfa-1), a dosis de 5 a 10 mg VO 30 a 60 min antes de la HD, ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.