Skip to Main Content

++

Introducción

++

La cantidad de parásitos protozoarios y helmintos que afectan la vida de los humanos y la de los animales es considerable. El estudio de sus antígenos es complejo, ya que existen formas antigénicas variadas, dependiendo de las diferentes etapas de su ciclo de vida.

++

Las técnicas para el estudio de antígenos parasitarios evolucionaron a medida que aparecieron nuevos métodos para aislar, purificar y determinar su estructura química (por ejemplo, la secuencia de aminoácidos de antígenos proteicos). Con la mejora de las técnicas inmunológicas se ha logrado la automatización y la robotización, pero sobre todo el incremento de la sensibilidad diagnóstica, lo cual hace posible un estudio más detallado y amplio de los antígenos parasitarios. Para los interesados en la evolución histórica de este tema se recomienda la lectura de las primeras tres referencias de este capítulo, que tratan con profundidad y detalle todas las técnicas que se emplearon hasta antes de 1983.

++

El fundamento de las técnicas para el estudio de los antígenos parasitarios, desde sus orígenes hasta el momento actual se basa en dos estrategias: a) identificación o cuantificación de anticuerpos contra componentes de los parásitos, b) identificación directa o indirecta de los parásitos o alguno de sus componentes.

++

En el presente capítulo se aborda la importancia médica del estudio de los antígenos parásitos y su clasificación, se describe el fundamento metodológico de las técnicas más comunes en el estudio de los antígenos y, por último, se dan algunos ejemplos prácticos recientes del uso de las herramientas modernas de diagnóstico que revisten interés clínico.

++

Clasificación de los antígenos parasitarios

++

Los antígenos de los parásitos se pueden clasificar según la fuente de donde se obtienen para su estudio o aplicación clínica y su naturaleza química. Los parásitos tienen ciclos de vida complejos con capacidad de reproducirse dentro del hospedero (protozoarios) o aquellos que maduran pero no se reproducen dentro del hospedero (helmintos). Esta diversidad de etapas o estadios que el parásito debe completar en su ciclo vital implica un cambio estructural, bioquímico y celular que se refleja en la diversidad de antígenos que se pueden presentar de acuerdo con las diferentes etapas de desarrollo, las cuales pueden ser concurrentes en un mismo hospedero, por lo cual un parásito puede expresar diferentes antígenos de distintos estadios en un mismo hospedero. En consecuencia, la inmunidad despertada por estos antígenos por lo general es específica de estadio. Debido a todo lo anterior es importante, tanto para fines diagnósticos como de investigación de la respuesta contra los parásitos, identificar su fuente u origen. Una clasificación práctica de los antígenos parasitarios de acuerdo con su origen es la siguiente:

  1. Antígenos solubles extraídos del parásito (somáticos)

  2. Antígenos solubles excretados o secretados

  3. Antígenos sintéticos

  4. Antígenos recombinantes

++

Los antígenos somáticos o estructurales son extraídos del parásito; no son secretados por los parásitos, sino que forman parte estructural de ellos y es ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.