Skip to Main Content

++

Introducción

++

CASO CLÍNICO | Hemiparesia y parálisis de la porción inferior de la cara

Un varón de 69 años de edad, con antecedentes de hipertensión y tabaquismo, desarrolló de súbito dificultad para la marcha al regresar de hacer compras. Al llegar a casa, fue incapaz de levantar una taza de café con su mano derecha. Llamó a su hija para recibir ayuda, que observó que el paciente tenía dificultad para hablar; ella lo llevó a la sala de urgencias.

En la exploración neurológica, se encontró que la sensibilidad somática en extremidades y tronco era normal. Se hallaron funciones normales de los pares craneales, salvo el aplanamiento del pliegue nasolabial derecho. El paciente comprendía las órdenes verbales y conservaba el lenguaje, con excepción de que presentaba disartría. El paciente podía extender la lengua por completo en la línea media. Se encontró que la fuerza en el brazo derecho tenía una calificación 3 de 5. (Observe que la fuerza se valora de manera cualitativa con base en escala del 0 al 5, donde 0 es una parálisis completa y 5 una fuerza normal. La calificación de 1 representa la contracción de grupos musculares pequeños pero que no produce movimiento; 2 es la presencia de movimiento pero no contra gravedad, y 3 indica movimiento contra gravedad pero no contra resistencia.) La fuerza de la extremidad superior e inferior derecha era normal (es decir, 5/5). El paciente necesitaba apoyo para la marcha. La valoración de los reflejos mostró hiperreflexia tanto al nivel rotuliano como en otros reflejos tendinosos en el lado derecho, en comparación con el lado izquierdo.

La figura 11-1A es una resonancia magnética (MRI) que muestra estructuras encefálicas. La imagen en la parte B, que corresponde al mismo nivel que en A, muestra con mayor claridad una señal intensa en la región ventral de la protuberancia, en el lado izquierdo del paciente; esto corresponde al sitio de infarto. Observe que las señales intensas en los polos temporales son artefactos. En la parte C se muestra el nivel de la MRI en relación con la vasculatura del tronco del encéfalo. El sitio del infarto se representa en la superficie ventral de la protuberancia.

Por desgracia, el paciente falleció dos años más tarde por complicaciones relacionadas con la apoplejía que sufrió. La figura 11-1D muestra un corte de la médula espinal al nivel cervical con tinción de mielina después de una apoplejía supramedular. Se observan dos regiones prominentes de desmielinización y de generación axónica acompañante (flechas), una en el lado derecho (contralateral al infarto) en la sustancia blanca dorsolateral y otra en el lado izquierdo (ipsolateral) en la sustancia blanca ventromedial.

Responda las siguientes preguntas después de haber leído este capítulo y los capítulos previos.

  1. ¿La oclusión de cuál arteria produjo el infarto?

  2. ¿Por qué los únicos signos motores somáticos son el aplanamiento del pliegue nasolabial contralateral y la debilidad muscular de las extremidades contralaterales?

  3. ¿Por qué hay hiperreflexia rotuliana en el lado parético (debilitado)?

Signos neurológicos ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.