Skip to Main Content

++

Introducción

++

La patología, en un sentido amplio y general, es el estudio de las enfermedades, de los cambios provocados por la enfermedad en los distintos órganos y tejidos del organismo, y explica las alteraciones que suceden sobre la fisiología y la anatomía. La patología no es una ciencia en sí, sino una disciplina que se basa en muchas ciencias básicas para poder explicar el mal funcionamiento de los seres vivos y del cuerpo humano. Estas ciencias básicas son principalmente la anatomía, biología molecular, biofísica, las leyes de la física y la estructura atómica, entre las más importantes.

++

La patología, por tanto, ha venido a ser casi sinónimo de enfermedad y el estudio de los cambios estructurales y funcionales provocados en células, tejidos y órganos. A través de técnicas morfológicas, inmunológicas, microbiológicas y moleculares, trata de explicar el porqué, cuándo y cómo de los signos y síntomas, así como proporcionar las bases racionales para el diagnóstico, cuidado y tratamiento de los pacientes.

++

Existen diferentes maneras o expresiones que definen a la enfermedad y que han ido evolucionando con el paso de los siglos. En el estudio de la enfermedad hay cuatro aspectos importantes que ayudan a entender los distintos procesos que se llevan a cabo para que se produzca la enfermedad: 1) la etiología, es decir, la causa; 2) la patogénesis, que son los mecanismos de su desarrollo; 3) los cambios morfológicos (estructurales) y moleculares (bioquímicos), y 4) las consecuencias de dichos cambios en la función (manifestaciones clínicas).

++

Etiología

++

El concepto del origen de las enfermedades ha ido cambiando durante la evolución de la humanidad. En un principio se pensó que la causa de la enfermedad era efecto de la cólera o ira de los dioses sobre la conducta de los humanos o el ambiente, también se creía que podrían ser consecuencia de los olores, el frío, los espíritus diabólicos o malignos, o los pecados. En la antigüedad clásica griega y romana se sentaron las bases de la civilización occidental y se introdujeron algunas teorías como la del desequilibrio sistémico entre los distintos humores o líquidos del organismo tanto en su ser interno como con el ambiente que lo relacionaba, en especial el religioso o familiar más que el medio ambiente. De aquí surgieron términos que aún se utilizan, como sanguíneo (de mucha sangre), flemático (acuoso), colérico (de bilis amarilla, violento), melancólico (deprimido por la bilis negra). Durante el Renacimiento (1400-1700) se inició el desarrollo de la medicina moderna y fueron quedando atrás poco a poco las especulaciones, para tomar como base los hechos comprobables mediante la observación y la experimentación.

++

En la evolución de las teorías acerca de la etiología de la enfermedad se desarrolló la idea de que un solo agente era la causa, esto se originó cuando se descubrieron los agentes infecciosos y enfermedades causadas por un solo gen; sin embargo, no es aplicable a ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.