Skip to Main Content

++

NOTA

+
++

En Estados Unidos la industria que elabora estos materiales ha sustituido los términos “hierbas medicinales” y “fármacos botánicos” por el de “complementos dietéticos” para esquivar las responsabilidades legales y las normas gubernamentales. En este capítulo dicho término equivale a “fitoterapia”.

++

FITOTERAPIA

++

ESTUDIO DE CASO

Un varón de 65 años de edad con antecedente de arteriopatía coronaria, hipercolesterolemia, diabetes de tipo 2 e hipertensión, acude a consulta para aclarar una duda respecto a un complemento alimentario. Su salud es satisfactoria, practica ejercicio regularmente y consume una dieta con pocas grasas y sodio. Las cifras de estudios recientes de laboratorio indican que las lipoproteínas de baja densidad (LDL, low-density lipoprotein) rebasa la cifra límite de 120 mg/100 ml (cifra ideal <100 mg/100 ml) y la concentración de hemoglobina A1C se ha controlado en un nivel de 6%. La tensión arterial también se controló satisfactoriamente. Entre los fármacos administrados están simvastatina, metformina, benazepril y ácido acetilsalicílico. Regularmente consume un complemento de complejo B y coenzima Q10. El paciente pregunta si el consumo de un complemento de ajo haría que sus concentraciones de LDL disminuyeran a menos de 100 mg/100 ml. ¿Cuáles serían las dos bases teóricas por las que usaría el complemento de coenzima Q10? ¿Existen complementos que pudieran agravar los riesgos de hemorragia si se consumen simultáneamente con ácido acetilsalicílico?

++

El empleo de plantas (naturales, sin procedimientos industriales) con fines terapéuticos comenzó cuando los primeros animales inteligentes se percataron de que ciertas plantas comestibles modificaban funciones corporales particulares. Existe amplísima información histórica sobre el empleo de complementos de origen vegetal, pero ha surgido demasiada información no fidedigna de estudios clínicos mal diseñados que no tomaron en consideración errores en la asignación al azar, elementos de confusión y, de mayor importancia, el efecto placebo que puede contribuir con 30 a 50% de la respuesta observada. La bibliografía sobre los complementos alimentarios cambia constantemente y muchos de los datos no han sido sometidos a escrutinio profesional por homólogos, razón por la cual sería recomendable apoyarse en recursos científico-estadísticos como guía para las decisiones terapéuticas. La Pharmacists Letter/Prescribers Letter Natural Medicines Comprehensive Database (consultar la bibliografía) es un compendio imparcial y actualizado regularmente de informes básicos y clínicos referentes a sustancias vegetales. Natural Standard, es otra publicación científico-estadística que incluye un sitio web multidisciplinario, internacional, por colaboración http://www.naturalstandard.com. Por desgracia, la evidencia disponible para el análisis objetivo e imparcial rara vez es adecuada para llegar a conclusiones definitivas. Como consecuencia, se deben considerar como preliminares todas las afirmaciones en cuanto a beneficios positivos y aceptar sólo como tentativas las conclusiones sobre su inocuidad.

++

En Estados Unidos, con fines legales se diferencian los “complementos alimentarios” de los fármacos provenientes de plantas “que se obtienen con receta” (morfina, digitálicos, atropina y otros), porque los primeros se pueden obtener sin receta y, a diferencia de los “medicamentos de venta sin receta”, son considerados desde el punto de vista legal complementos ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.