Skip to Main Content

++

INTRODUCCIÓN

++

Los pesticidas incluyen insecticidas, herbicidas y raticidas.1 En el año 2008, se reportaron al Toxic Exposure Surveillance System de la American Association of Poison Control Centers más de 93 000 exposiciones a pesticidas; 43 000 de éstas fueron en niños <6 años de edad.2 En este mismo año se relacionaron un total de 13 defunciones con exposición a pesticidas.2

++

La intoxicación por pesticidas es consecuencia de exposiciones intencionales, accidentales u ocupacionales. Los pesticidas se comercializan en múltiples preparaciones bajo nombres comerciales compartidos; por tanto, pueden aparecer síndromes clínicos complejos por la exposición a ingredientes activos y de otro tipo. Las medidas terapéuticas a menudo requieren de una base de datos de consulta sobre materiales peligrosos y toxinas o de establecer comunicación con los centros de control de envenenamientos. Los ingredientes inertes en preparaciones de marca como destilados de petróleo son inertes en términos de toxicidad a los pesticidas durante la exposición típica, pero pueden ser tóxicos para los seres humanos, en especial en cantidades excesivas. Los pesticidas tienen efectos tóxicos específicos para la clase I; muchos pueden tener efectos locales y sistémicos. El tratamiento de sostén es de la mayor importancia en envenenamientos por pesticidas, pero para algunos compuestos, es esencial el uso de antídotos.

++

INSECTICIDAS

++

Los insecticidas químicos son tóxicos para el sistema nervioso central. Los efectos tóxicos pueden incluir secuelas agudas, crónicas y tardías por la exposición aguda. Las cinco clases principales de insecticidas utilizados hoy en día son compuestos organofosforados, carbamatos, compuestos organoclorados, piretroides y neonicotinoides. Otro compuesto, la N,N-dietil-3-metilbenzamida (conocida como DEET) se comercializa como repelente para insectos (cuadro 195-1). Los pesticidas del grupo de los carbamatos y organofosforados son inhibidores de la colinesterasa que han sustituido a los insecticidas organoclorados por su mayor eficacia y falta de persistencia en el medio ambiente y en tejidos de seres humanos. En el año 2008 se reportaron más de 50 000 exposiciones al Toxic Exposure Surveillance System de la American Association of Poison Control Centers, con seis defunciones asociadas.2 Cada año ocurren más de 300 000 muertes por envenenamiento por pesticidas, de los cuales los insecticidas constituyen la mayor parte de las defunciones.3

++
Table Graphic Jump Location
CUADRO 195-1

Insecticidas

++

ORGANOFOSFORADOS

++

Epidemiología Los organofosforados utilizados a menudo incluyen dianizón, acefato, malatión, paratión y clorpirifós. Además de su uso como insecticidas, también se utilizaron como armas químicas desde la Segunda Guerra Mundial.4 El gas sarín se utilizó en el ataque terrorista en el tren subterráneo de Tokio en 1995.5 Los compuestos organofosforados y del grupo de los carbamatos son los insecticidas que se relacionan con mayor frecuencia con enfermedad sistémica.6,7 La potencia entre los compuestos organofosforados varía. Aquellos de gran potencia como el paratión ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.