Skip to Main Content

++

INTRODUCCIÓN

++

El trastorno conversivo es una enfermedad mental que se caracteriza por síntomas que sugieren una condición neurológica o médica, la cual no se puede explicar de manera integral por medio de una patología psiquiátrica. Otros sinónimos son trastorno psicógeno, síndrome seudoneurológico o neurosis histérica. El trastorno conversivo es uno de varios tipos de trastorno somatomorfo (trastorno conversivo, hipocondría, trastorno de somatización, trastorno de dolor somatomorfo) que se caracteriza por síntomas físicos persistentes cuya causa se desconoce. Para establecer el diagnóstico de trastorno conversivo, es necesario cubrir los cinco criterios siguientes:1

++

  1. El paciente expresa un síntoma con un cambio de la función física, o pérdida de ésta, que sugiere un trastorno físico.

  2. El sujeto se enfrentó recientemente a un componente estresante psicológico o a un conflicto.

  3. El individuo produce el síntoma de manera inconsciente.

  4. El síntoma no se puede explicar por medio de una etiología orgánica conocida o un patrón de respuesta sancionado desde el punto de vista cultural.

  5. El síntoma no se limita a dolor o a disfunción sexual.

++

FISIOPATOLOGÍA

++

Los trastornos conversivos a menudo se consideran métodos no verbales para controlar el ambiente. Existen dos mecanismos que explican los síntomas. El primero es una ganancia primaria, en la que el síntoma permite que el paciente evite confrontar sus sentimientos desagradables. El segundo es una ganancia secundaria, en la que el individuo evita las situaciones desagradables y obtiene apoyo que por lo general no encontraría.

++

Se dice que los trastornos conversivos son raros y la mayoría coincide en que su frecuencia está disminuyendo. La mayor parte de los casos corresponde a manifestaciones neurológicas y ortopédicas y se observa en militantes del ejército durante los tiempos de guerra, en los sujetos perjudicados por accidentes industriales y en víctimas de violencia. Los trastornos conversivos son mucho más frecuentes en las mujeres, representando en algunas comunidades a la mayor parte de los casos, más que los varones. La edad a la que se manifiestan con mayor frecuencia es la adolescencia o el principio de la infancia pero también se observan en otros grupos de edad.2 En un reciente estudio australiano a gran escala, se observó que la edad promedio de inicio era de 11.8 años con una frecuencia de 3 por cada 100 000 niños.3 Los trastornos conversivos son más frecuentes en poblaciones rurales, de nivel socioeconómico más bajo y con menos educación. Otros factores predisponentes son las enfermedades mentales, la depresión, la ansiedad, la esquizofrenia, el trastorno de somatización, el trastorno de personalidad dependiente (de 5 a 21% de los pacientes), el trastorno de personalidad limítrofe y el trastorno de personalidad pasiva agresiva.2,4

++

Muchos pacientes con trastorno conversivo tienen antecedentes de abuso físico o sexual.5

++

MANIFESTACIONES CLÍNICAS

++

Los trastornos conversivos casi siempre se manifiestan a través de un solo síntoma de inicio ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.