Skip to Main Content

++

Propiedades farmacológicas

++

La vitamina D es esencial para promover la absorción y utilización del calcio y el fosfato, y para la calcificación normal de los huesos. En conjunción con la hormona paratiroidea y la calcitonina, regula las concentraciones séricas de calcio al aumentar las cantidades de éste y de fosfato sérico en función de las necesidades, al estimular su absorción en el intestino delgado y al movilizarlo de los huesos. El calcitriol, que es la forma más activa de la vitamina D, se forma en el organismo a partir del colecalciferol (vitamina D3) que se encuentra normalmente en la dieta y que también se sintetiza en la piel en presencia de luz ultravioleta de los rayos solares, a partir del 7-dihidrocolesterol. El colecalciferol es hidroxilado en pasos sucesivos en el hígado y en el riñón hasta su transformación en calcitriol. La deficiencia de vitamina D se asocia a raquitismo en niños y osteomalacia en adultos. También es un factor en la producción de tetania. El efecto del calcitriol es inmediato, y cuando existe, revierte rápidamente la hipercalcemia. En pacientes con insuficiencia renal grave no se forma eficazmente el calcitriol y, en consecuencia, sufren osteodistrofia renal. En estos casos, la administración de calcitriol hace que aumente la absorción intestinal de calcio, que mejore la osteítis fibrosa y la osteomalacia, y que disminuya el dolor de los huesos. Se absorbe rápidamente en el intestino y alcanza concentraciones séricas máximas después de 4 h; su distribución es amplia y se une a las proteínas plasmáticas. No se tienen detalles de su metabolismo y eliminación, pero se ha observado que su efecto farmacológico persiste durante tres a cinco días.

++

Indicaciones

++

Control de la hipocalcemia en pacientes sometidos a diálisis renal crónica. Hipoparatiroidismo. Osteodistrofia renal. Raquitismo resistente a vitamina D. Osteomalacia.

++

Contraindicaciones y precauciones

++

Contraindicado en casos de hipersensibilidad a la vitamina D, hipervitaminosis D, osteodistrofia renal con hiperfosfatemia, hipercalcemia. Las dosis deberán ajustarse cuidadosamente a fin de evitar estados de hipercalcemia e hipercalciuria. Durante la fase inicial de la medicación, el calcio sérico ha de determinarse por lo menos dos veces a la semana, y deben hacerse periódicamente las determinaciones séricas de fósforo, magnesio y fosfatasa alcalina, y de calcio y fósforo urinarios en 24 h. Una caída de las cifras de fosfatasa alcalina sérica por lo regular precede a la aparición de hipercalcemia. La dosis deberá reducirse en pacientes que estén tomando barbitúricos o anticonvulsivos. No se recomienda su uso durante la lactancia y el embarazo.

++

Reacciones adversas

++

La ingestión de dosis elevadas o la ingestión crónica conducen a toxicidad grave. Por lo tanto, la hipercalcemia crónica da lugar a calcificación vascular generalizada, nefrocalcinosis y calcificación de otros tejidos, lo que conduce a hipertensión arterial e insuficiencia renal. En niños ocurre detención del crecimiento. Los signos ordinarios de sobredosis son: anorexia, laxitud, náusea, ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.