Skip to Main Content

++

Introducción

++

Las quemaduras representan un tipo complejo y especial de traumatismo que hace necesario un tratamiento continuo y multidisciplinario. Éstas ocurren como consecuencia de contacto del cuerpo con temperaturas elevadas que dañan y destruyen la piel y los tejidos subyacentes, dependiendo de la gravedad de la misma. Además, existen quemaduras eléctricas, químicas, por radiación y por inhalación.

++

Alrededor de 1.2 millones de personas al año sufren quemaduras, la mayoría quemaduras menores que son tratadas de forma ambulatoria; sin embargo, aproximadamente 5% de estas quemaduras son graves y requieren tratamiento intrahospitalario.

++

Fisiopatología

++

La piel es una estructura bilaminar que consta de una capa externa o epidermis y una capa interna, la dermis. La epidermis es una capa relativamente impermeable y funciona como protección a agresiones externas e impide la pérdida de calor actuando como una capa termorreguladora. La dermis contiene todos los anexos de la piel: folículos pilosos, glándulas sebáceas y glándulas sudoríparas, así como vasos sanguíneos, terminaciones nerviosas, células inmunes, fibroblastos, elastina y colágena.

++

Como respuesta local en una quemadura existen tres zonas de lesión tisular (figura 99-1):

++

  • Zona central o de coagulación. Es la zona más dañada, las células en esta área están coaguladas o necróticas, hay pérdida irreversible del tejido y éste debe ser desbridado.

  • Zona de estasis. Rodea la zona de coagulación, es un área caracterizada por vasoconstricción e isquemia, el tejido en esta zona es inicialmente viable; sin embargo, puede convertirse a zona de coagulación como consecuencia del edema, infección o perfusión disminuida. Con buena perfusión el tejido puede recuperarse por completo.

  • Zona de hiperemia. Rodea la zona de estasis, caracterizada por vasodilatación como resultado de la respuesta inflamatoria local.

++
Figura 99-1.

Zonas de lesión tisular en una quemadura.

Graphic Jump Location
++

El cuidado apropiado de la herida y la reanimación adecuada pretenden rescatar la zona de estasis y prevenir que una quemadura de espesor parcial se convierta en una de espesor total.

++

Además de esta respuesta local, toda quemadura mayor produce una respuesta a nivel sistémico iniciada por la liberación de factores proinflamatorios y mediadores vasoactivos responsables de la vasoconstricción local y la vasodilatación sistémica; es esa respuesta sistémica la responsable del incremento de la permeabilidad capilar y disminución de la contractilidad miocárdica observada en las primeras 24 horas siguientes a una quemadura grave que puede originar un estado de choque con componente hipovolémico, distributivo y cardiogénico.

++

Los mediadores inflamatorios liberados incluyen proteínas del complemento, cininas, histamina, serotonina, prostaglandinas y radicales libres de O2. La disrupción de la integridad capilar permite la depleción de volumen intravascular con hemoconcentración que es máxima a las 12 horas después de la quemadura. Además, existe taquicardia, taquipnea y elevación en la temperatura central basal.

++

Clasificación

+...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.