Skip to Main Content

+

Aproximadamente un 5% de los cánceres colorrectales se desarrollan en personas con mutaciones autosómicas dominantes de la línea germinal en uno de varios genes de reparación de errores de apareamiento (MLH1, MSH2, MSH6, PMS2). En general, la búsqueda de mutaciones en estos genes viene indicada por la presencia de determinadas características clínicas. Se han propuesto dos grupos de criterios. Los criterios de Bethesda definen a una persona en riesgo si tiene cualquiera de las siguientes características:

+

  1. Edad < 50 años; o
  2. Presencia de neoplasias múltiples asociadas al síndrome del Lynch en el colon, o endometrio, estómago, ovario, páncreas, uréter o pelvis renal, vía biliar, cerebro, adenomas de glándulas sebáceas, queratoacantomas y tumores de intestino delgado; o
  3. Edad < 60 años y signos microscópicos de inestabilidad de microsatélites (poca diferenciación, presencia de linfocitos infiltrando el tumor, células en anillo de sello, y un componente mucinoso); o
  4. Uno o más familiares de primer grado menores de 50 años que tengan una neoplasia relacionada con el síndrome de Lynch; o
  5. Dos o más familiares de segundo grado que tengan una neoplasia relacionada con el síndrome del Lynch a cualquier edad.

+

Se calcula que un 15-20% de todos los pacientes con cáncer colorrectal comprenda al menos uno de los requisitos de Bethesda, y que el 20-33% de todos ellos tienen de hecho mutaciones terminales asociadas con el síndrome.

+
+

Los criterios de Amsterdam que identifican personas en riesgo son más estrictos que los de Bethesda. Los criterios de Amsterdam son los siguientes:

+

  1. Tres o más familiares afectos de una neoplasia asociada al síndrome del Lynch (colorrectal, de endometrio, intestino delgado, uréter o pelvis renal); y
  2. Neoplasia que afecta al menos a dos generaciones sucesivas; y
  3. Una persona con cáncer que es familiar de primer grado de las otras dos; y
  4. Al menos un caso de cáncer colorrectal con una edad < 50 años; y
  5. Exclusión del diagnóstico de poliposis adenomatosa familiar.

+

La sensibilidad de estos criterios se sitúa sólo en torno al 40-50%.

+
+

Algunos aspectos clínicos de este síndrome obligan a que se diagnostique. En primer lugar, la vigilancia de los familiares afectados puede evitar la presentación de un cáncer avanzado. En segundo lugar, las neoplasias colorrectales con inestabilidad de microsatélites tienen un pronóstico más favorable que las otras formas de cáncer colorrectal. Por último, el diagnóstico puede tener implicaciones terapéuticas, pues algunos datos sugieren que las neoplasias colorrectales se aparecen en el síndrome del Lynch no responden a la quimioterapia con 5-flurouracilo.

+
+

Una estrategia alternativa para el diagnóstico del síndrome de Lynch es la de realizar sistemáticamente un estudio genético de las neoplasias colorrectales para valorar la expresión de marcadores polimórficos de inestabilidad de microsatélites, primero mediante inmunohistoquímica de las enzimas de reparación de los errores de apareamiento y, posteriormente, secuenciando los genes de reparación de los errores de apareamiento. Hampel et al. (2005) estudiaron 1066 tumores y encontraron una alta frecuencia de inestabilidad de microsatélites (alteraciones de al menos 2 de 5 marcadores polimórficos estudiados) en 135 casos (12.7%). De los 132 casos analizados mediante inmunohistoquímica, en 123 faltaba al menos una ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.