Skip to Main Content

+

Cada vez más, se ofrecen intervenciones quirúrgicas a los pacientes con epilepsia refractaria al tratamiento médico con la esperanza de eliminar las convulsiones y reducir su exposición a fármacos antiepilépticos. La intervención que se realiza con mayor frecuencia en todo el mundo es la lobectomía temporal en pacientes con epilepsia de la porción mesial del lóbulo temporal. En el único estudio aleatorizado sobre este procedimiento se observó que, en este grupo de pacientes, la proporción que se mantenía libre de convulsiones al año era de 65%. Una posible alternativa a la cirugía invasiva es la radiación; se ha observado la eficacia de nuevas técnicas de radiocirugía dirigida mediante estereoataxia en el tratamiento de otros procesos neurológicos, como tumores y malformaciones vasculares. Un reciente estudio se propuso establecer la seguridad y la eficacia de la radiocirugía en pacientes con epilepsia unilateral de la porción mesial del lóbulo temporal.

+

En un estudio piloto de radiocirugía, siete centros seleccionaron a 30 pacientes a los que se había ofrecido previamente lobectomía temporal. Todos los pacientes tenían un síndrome de epilepsia de la porción mesial del lóbulo temporal bien definido, y se determinó el lado dominante del lenguaje mediante una prueba con amobarbital intracarotídeo (prueba de Wada). Los pacientes incluidos tenían epilepsia refractaria, con una media de tres convulsiones parciales complejas al mes durante un periodo de tres meses. Los pacientes fueron tratados con una dosis de radiocirugía de 20 (n = 17) o de 24 Gy (n = 13) administrada a un área de tejido de 5.5 a 7.5 mL, incluyendo la amígdala, la porción anterior del hipocampo y la circunvolución parahipocámpica.

+

Después de la radiocirugía se siguió a los pacientes del estudio durante 36 meses, aunque 3 de los 30 no completaron el seguimiento y para ellos se asumió la categoría de “no libres de convulsiones”. En la visita de seguimiento a los 36 meses, 67% de los pacientes habían estado sin convulsiones durante los 12 meses anteriores (10/13, 77%, en el grupo de dosis alta y 10/17, 59%, en el de dosis baja). Se observaron en ambos grupos reducciones significativas de las convulsiones en comparación con la situación inicial, pero sobre todo después de los primeros 12 meses; está bien descrito este retraso del efecto terapéutico de la radiocirugía en comparación con la cirugía tradicional (con la que el efecto es casi inmediato).

+

La presencia de alteraciones de la memoria verbal tras la radiocirugía fue de 15% (4/26 pacientes evaluados con baterías neuropsicológicas); éste es un efecto secundario frecuente en casi un tercio de los pacientes quirúrgicos, especialmente en los sometidos a cirugía sobre el hemisferio dominante para el lenguaje. Estudios seriados de imagen con MRI encefálica tras la radiocirugía demostraron una variedad de respuestas, desde cambios mínimos a importante edema cerebral que, en algunos casos, necesitó tratamiento con esteroides. En algún momento durante el estudio, 21/30 pacientes (70%) sufrieron un nuevo tipo de cefalea atribuida a la radiocirugía. Un paciente presentó el efecto adverso ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.