Skip to Main Content

++

Definición

++

Es una micosis de curso subagudo o crónico, causada por levaduras patógenas oportunistas denominadas Cryptococcus neoformans y Cryptococcus gattii; se caracteriza por afectar inicialmente pulmones, y después diseminarse a piel y vísceras, con una clara predilección hacia el sistema nervioso central (SNC).

++

Sinonimia

++

Blastomicosis europea, torulosis, enfermedad de Busee-Buschke.

++

Etiología

++

Los dos principales agentes etiológicos son: Cryptococcus neoformans, que tiene dos variedades: grubii y neoformans, y es un patógeno oportunista y Cryptococcus gattii, considerado como patógeno primario. Ambos son levaduras capsuladas clasificadas dentro de la Phyla (división) Basidiomycota, familia Fillobasidiaceae, género Filobasidiella. En forma excepcional la criptococosis es producida por otras especies de Cryptococcus, como C. albidus, C. laurentii y C. uniguttulatus.

++

Antecedentes históricos

++

En 1894, Sanfelice, en Italia, aisló del jugo de durazno una levadura capsulada que denominó Saccharomyces neoformans, con la que observó experimentalmente diferentes lesiones en animales de laboratorio; en ese mismo año en Alemania, Busee y Buschke reportaron el aislamiento del mismo hongo en un humano, a partir de una lesión “sarcomatosa” en la pierna (región tibial); el paciente murió tiempo después; en ese caso se observó diseminación del microorganismo a hígado, pulmones, bazo, riñones y huesos; el agente etiológico se clasificó como Saccharomyces hominis.

++

Luego de estas primeras comunicaciones empezaron a aparecer otras en diversas topografías clínicas, como pulmones, meninges, piel, etc. La primera denominación de Cryptococcus se debe a Vullemin (1901), quien estudió la morfología y características de la cepa, comprobó que no tenía la capacidad de formar ascosporas como lo hace el género Saccharomyces y, por tanto, la llamó Cryptococcus hominis. Tiempo después el nombre de esta levadura pasó a ser Torula histolytica y Torula neoformans, debido a lo cual a la enfermedad se le llamó por mucho tiempo torulosis; más tarde y finalmente, el hongo fue reclasificado como Cryptococcus neoformans. Es importante citar los estudios de Kwon-Chung (1975-1976), quien descubrió dos estados teleomórficos (sexuados) basidiosporados, denominados Filobasidiella neoformans y Filobasidiella bacillispora; la misma investigadora clasificó a Cryptococcus gattii como una nueva especie con características genéticas y fenotípicas definidas; su nombre parte del primer reporte de ésta como variedad por los autores Gatti y Eeckels en 1970.

++

Aspectos epidemiológicos

++

Distribución geográfica

++

La criptococosis es una enfermedad cosmopolita; en cambio, los agentes etiológicos y sus variedades tienen localizaciones diferentes, por lo que tenemos que las variedades neoformans y grubii son las que tienen mayor distribución; la primera se da más en climas templados (A), y la segunda en países de Europa y resto del mundo (D) con climas variados. En cambio, la especie C. gattii predomina en zonas tropicales y subtropicales; en Australia y el sur de California (B y C) y en el resto del ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.