Skip to Main Content

Propiedades farmacológicas

Vacuna elaborada con virus de hepatitis A inactivados (muertos) con formalina que confiere inmunización activa contra la infección natural debido a su capacidad de estimular anticuerpos neutralizantes y memoria inmunitaria. Tras su administración intramuscular, los virus muertos son detectados por las células presentadoras de antígenos, que los engullen, procesan y presentan a los linfocitos B y T vírgenes, con lo que se estimula la respuesta inmunitaria humoral, principalmente. La respuesta inicial se observa en ocho a 10 días y la máxima (casi 100%) en 28 días. Al igual que en la infección natural, en un principio la respuesta es mediada por anticuerpos IgM, en tanto que durante la convalecencia son los anticuerpos IgG los que predominan. La vacuna es altamente inmunogénica, la seroconversión (título de anticuerpos antihepatitis A de 10 mUI/ml) es de 97% con la primera dosis y de 100% con la dosis de refuerzo. Estos anticuerpos permanecen por al menos 15 años y se estima que podrían persistir por más de 20-25 años. Su aplicación en pacientes inmunodeprimidos tiene una respuesta un poco menor. A diferencia de la infección natural, la vacuna no produce hepatitis clínica ni evidencia de daño hepático significativo, aunque alrededor del 40% de los vacunados presenta efectos gastrointestinales leves. Las reacciones locales son atribuibles a la presencia de aluminio. Las vacunas disponibles son similares en términos de eficacia y perfil de efectos adversos y los estudios demuestran que se pueden utilizar de manera indistinta.

Indicaciones

Inmunización activa de niños (un año en adelante); adolescentes y adultos, contra la hepatitis A.

Contraindicaciones y precauciones

No administrar en personas con reacción alérgica previa (anafilaxis) a cualquier vacuna de hepatitis B o en caso de hipersensibilidad a algún ingrediente de la formulación, incluyendo neomicina (Havrix) y aluminio. Se recomienda precaución en pacientes embarazadas (categoría C) y en enfermedad aguda moderada o grave (con o sin fiebre). Se recomienda vigilancia momentánea debido a que al aplicar la vacuna puede ocurrir un cuadro de síncope. Se puede administrar en pacientes inmunodeprimidos. En mujeres que amamantan el riesgo para el lactante es mínimo. Teóricamente, los fármacos inmunodepresores disminuyen la capacidad de respuesta a la vacuna. En niños, la vacuna (VAQTA) se puede administrar en forma simultánea con la vacuna del sarampión, paperas, rubéola, varicela, antineumococo 7-valente o inmunoglobulinas. No es necesaria la prueba serológica posvacunación. Las vacunas se deben transportar y almacenar a 2 a 8°C y no se deben congelar.

Reacciones adversas

Frecuentes: reacciones en el sitio de aplicación (dolor, edema, hipersensibilidad, eritema, calor, induración), cefalea, somnolencia, irritabilidad.

Poco frecuentes: fatiga, náusea, pérdida del apetito, malestar general, fiebre, salpullido.

Raras: eritema multiforme, trombocitopenia, hepatitis, ictericia, reacción anafilactoide, anafilaxis, encefalopatía, síndrome de Guillain-Barré, convulsiones, angioedema, síncope.

Advertencias para el paciente

Esta vacuna confiere inmunidad contra hepatitis A ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.