Skip to Main Content

Generalidades

Las glándulas paratiroides tienen origen endodérmico en la tercera y cuarta bolsas faríngeas: las bolsas superiores generan las paratiroides inferiores (que migran con el timo e incluso pueden bajar hasta el mediastino, lo que puede resultar problemático al detectar patologías y practicar una cirugía), y las bolsas inferiores a las paratiroides superiores.

Las glándulas paratiroides normales son formaciones pardo-amarillentas de 4 a 5 mm de largo, es decir, del tamaño aproximado de un grano de arroz; por lo general son cuatro glándulas, pero pueden ser 6 o 2, y pesan aproximadamente 1 g cada una. Su apariencia varía en forma considerable, 83% son ovales o esféricas, pero pueden ser alargadas, bilobuladas o multilobuladas (11, 5 y 1% de los casos, respectivamente). El 84% de las personas tienen cuatro glándulas, dos superiores y dos inferiores; las glándulas adicionales se han descrito en 13% de los pacientes, las superiores son simétricas en 80% y las inferiores en 70% de los casos.1

Por lo común, las glándulas superiores están localizadas en la superficie posterolateral de la tiroides, entre el lóbulo medio y el superior, debajo de la fascia tiroidea superficial, y posterior al nervio laríngeo recurrente (NLR). En ocasiones pueden estar dentro de la cápsula tiroidea, en la porción justo arriba y medial del tubérculo posterior de Zuckerkandl. El NLR siempre se encuentra anterior a la glándula paratiroidea superior, y es común encontrarla a 1 o 2 cm de la unión del NLR con la arteria tiroidea inferior, y a 1 cm del ligamento de Berry y el cartílago cricoides.

Las glándulas inferiores se encuentran en el compartimento mediastinal anterior, anterior al NLR, y con frecuencia se encuentran en el tracto tirotímico o dentro de la cápsula tiroidea, en la porción inferior de los lóbulos tiroideos.

Las glándulas ectópicas pueden encontrarse paraesofágicas, en mediastino, intratímicas, intratiroideas, en la vaina carotídea y en la porción cervical superior. El aporte sanguíneo es provisto por una arteria para cada una de las glándulas (80%), en ocasiones por dos arterias (15%), y sólo una minoría (5%) tiene múltiples vasos nutricios. Las glándulas superiores reciben irrigación de la arteria tiroidea inferior y rama de la superior. Las inferiores reciben irrigación de la arteria tiroidea inferior.

El hiperparatiroidismo es un síndrome caracterizado por un aumento de la paratohormona (PTH), que provoca un desequilibrio del metabolismo fosfocálcico, con aumento de calcemia a expensas de la reabsorción ósea y la excreción urinaria. Dicho aumento puede tener varias causas: hiperparatiroidismo primario, secundario o terciario. Sin embargo, independientemente de su etiología, se caracteriza por una hipercelularidad de la glándula paratiroides e hipersecreción de PTH, lo cual tiene como consecuencia hipercalcemia. La principal manifestación de hiperparatiroidismo es la hipercalcemia.

Las glándulas paratiroides identifican fluctuaciones en la concentración del calcio extracelular por medio de los receptores de calcio, los cuales responden con cambios rápidos en la secreción de ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.