Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

El objetivo principal de la evaluación del trauma abdominal es reconocer rápidamente las condiciones que requieren una exploración quirúrgica inmediata. El error más grave es retrasar la intervención quirúrgica cuando se necesita.

CUADRO CLÍNICO

Lesiones de órganos sólidos

La lesión de los órganos sólidos causa morbilidad y mortalidad, principalmente como resultado de la pérdida aguda de sangre. Un aumento en la presión del pulso puede ser la única pista para la pérdida ≤15% del volumen total de sangre. A medida que continúa la pérdida de sangre, aumentan la frecuencia cardiaca y respiratoria. La hipotensión puede no ocurrir hasta que se haya perdido 30% del volumen circulante. El bazo es el órgano que con mayor frecuencia se lesiona en el traumatismo abdominal cerrado y se asocia comúnmente con otras lesiones intraabdominales. El hígado también se daña con frecuencia en los casos de lesiones contundentes y penetrantes. El signo de Kehr, que representa el dolor referido en el hombro izquierdo, es un hallazgo clásico en la rotura esplénica. Las fracturas de costillas inferiores izquierdas deben aumentar la sospecha clínica de lesión esplénica. Algunos pacientes con lesión de órgano sólido ocasionalmente presentan síntomas mínimos y hallazgos inespecíficos en el examen físico. Esto se ve comúnmente en pacientes más jóvenes y en aquellos con lesiones que causan distracción, lesiones en la cabeza o intoxicación. Los exámenes físicos seriados en un paciente despierto, alerta y confiable son importantes para identificar las lesiones intraabdominales.

Lesiones de vísceras huecas

Estas lesiones producen síntomas por la combinación de pérdida de sangre y contaminación peritoneal. La perforación del estómago, el intestino delgado o el colon se acompaña de pérdida de sangre por una lesión mesentérica concomitante. La contaminación gastrointestinal producirá signos peritoneales a lo largo del tiempo. Puede que los pacientes con lesión en la cabeza, lesiones de distracción o intoxicación no muestren signos peritoneales inicialmente.

Con frecuencia, las lesiones del intestino delgado y el colon son el resultado de un traumatismo penetrante. Sin embargo, una lesión por desaceleración puede causar una rotura del mesenterio parecida al asa de un cubo o una lesión por estallido del borde antimesentérico. La peritonitis supurativa puede desarrollarse a partir de lesiones del intestino delgado y del colon. La inflamación puede tardar de 6 a 8 horas en desarrollarse.

Lesiones retroperitoneales

El diagnóstico de lesiones retroperitoneales puede ser un desafío. Los signos y síntomas pueden ser sutiles o estar ausentes en la presentación inicial. Las lesiones duodenales se asocian con mayor frecuencia con traumatismos de desaceleración vertical u horizontal de alta velocidad. Estas lesiones pueden variar, por su nivel de gravedad, desde un hematoma intramural hasta un aplastamiento o laceración extensos. Las roturas duodenales generalmente están contenidas dentro del retroperitoneo. Los signos clínicos de lesión duodenal a menudo se desarrollan lentamente. Los pacientes pueden presentar dolor abdominal, ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.