Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

El cerebro es un conjunto complejo de circuitos neuronales que regulan muchas de las actividades de la vida cotidiana; a través del proceso de intercomunicación neuronal, la cual puede ser eléctrica o química. Debido a que el CNS impulsa tantas respuestas fisiológicas, es lógico pensar que los fármacos de acción central son invaluables para una gran cantidad de condiciones. Los medicamentos que actúan sobre el CNS se usan no sólo para tratar la ansiedad, la depresión, la manía y la esquizofrenia, sino también para tratar diversas condiciones patológicas, como el dolor, la fiebre, las alteraciones del movimiento, el insomnio, los trastornos de la alimentación, las náuseas, los vómitos y migraña. Sin embargo, como el CNS dicta una fisiología tan diversa, el uso recreativo de algunos fármacos que actúan en el CNS puede llevar a la dependencia física (capítulo 24) con enormes impactos sociales. La amplitud de las actividades fisiológicas y patológicas mediadas por fármacos que actúan en el CNS hace que esta clase de terapias sea de gran alcance e inmensamente importante.

La identificación de los objetivos del CNS así como el desarrollo de fármacos para esos objetivos presentan desafíos científicos extraordinarios. Años de investigación han comenzado a esclarecer las bases celulares y moleculares para muchos aspectos de la señalización neuronal, la comprensión completa de las funciones cerebrales aún sigue investigándose. Para complicar el esfuerzo, un medicamento con actividad en el CNS puede actuar en múltiples sitios con efectos paradójicos e incluso opuestos. Además, muchos trastornos del CNS probablemente implican diferentes vías de señalización celular, receptores, transportadores y desde luego diferentes estructuras cerebrales, Lo que puede frustrar los esfuerzos centrados en un solo blanco terapéutico.

La neurofarmacología de los medicamentos que actúan sobre el CNS está basada principalmente por dos objetivos:

  • desarrollar/usar fármacos como compuestos de prueba para interpretar y manipular el CNS normal; y

  • desarrollar medicamentos para corregir los cambios fisiopatológicos anormales en el CNS.

Los avances modernos en biología molecular, neurofisiología, biología estructural, epigenética, biomarcadores, inmunología y una serie de otras ciencias han facilitado tanto nuestra comprensión del cerebro como el desarrollo de un repertorio cada vez mayor de fármacos que pueden tratar de forma selectiva las enfermedades del CNS.

Este capítulo presenta los principios y directrices fundamentales para el estudio integral de los medicamentos que afectan el SNC. Los enfoques terapéuticos específicos para los trastornos neurológicos y psiquiátricos se discuten en capítulos subsiguientes. Para más detalles, véanse textos especializados (Brady et al., 2012; Kandel et al., 2013; Nestler et al., 2015; Sibley, 2007). Se puede encontrar información detallada sobre casi todos los receptores específicos y canales iónicos en las bases de datos oficiales de la Guía de farmacología IUPHAR/BPS (http://www.guideto pharmacology.org).

ABREVIATURAS

Abreviaturas

  • AC: (adenylyl cyclase) Adenil ciclasa

  • ACh: (acetylcholine) Acetilcolina

  • ACTH: Corticotropin (formerly adrenocorticotropic hormone)...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.