Skip to Main Content

CASO DE ESTUDIO

CASO DE ESTUDIO

Un estudiante de 19 años, en su primer año de la universidad, comenzó a beber alcohol a las 8:30 p.m. durante un evento iniciático para novatos en su nueva fraternidad. Entre las 8:30 p.m. y aproximadamente la medianoche, él y varios otros candidatos consumieron cerveza y una botella de whisky, y luego él consumió la mayor parte de una botella de ron a insistencia de compañeros de años superiores. El joven se quejó de sentir náuseas, se acostó en un sofá y comenzó a perder la conciencia. Dos estudiantes de años superiores lo llevaron a un dormitorio, lo colocaron boca abajo y le pusieron un cesto de basura cerca. Aproximadamente 10 minutos más tarde, el estudiante de primer año fue encontrado inconsciente y cubierto de vómito. Hubo un retraso en el tratamiento porque los compañeros de años superiores llamaron a la policía universitaria en lugar de llamar al 911. Después de que la llamada se transfiriera al 911, los técnicos médicos de emergencia llegaron rápidamente y descubrieron que el joven no respiraba y que se había ahogado con su propio vómito. Fue llevado de urgencia al hospital, donde permaneció en coma durante 2 días antes de ser declarado muerto. La concentración de alcohol en sangre del paciente poco después de llegar al hospital fue de 510 mg/dL. ¿Cuál fue la causa de la muerte de este paciente? Si hubiera recibido atención médica antes, ¿qué tratamiento podría haber evitado su muerte?

El alcohol, principalmente en forma de alcohol etílico (etanol), ha ocupado un lugar importante en la historia de la humanidad durante al menos 8 000 años*. En la sociedad occidental la cerveza y el vino fueron una parte principal de la dieta básica en la vida cotidiana hasta el siglo XIX. Estas bebidas alcohólicas relativamente diluidas se preferían por encima del agua, la cual se conocía—mucho antes del descubrimiento de los microbios—estaba asociada con enfermedades agudas y crónicas. De modo parcial esterilizado por el proceso de fermentación y el contenido de alcohol, las bebidas alcohólicas aportaban calorías y algunos nutrientes, y servían como fuente principal para la ingesta diaria de líquidos. A medida que se introdujeron sistemas de saneamiento y purificación de agua mejorados en la década de 1 800, la cerveza y el vino se convirtieron en componentes menos importantes de la dieta humana, y el consumo de bebidas alcohólicas, incluidas las preparaciones destiladas con mayores concentraciones de alcohol, se desplazaron hacia su papel actual en muchas sociedades como una forma de recreación social aceptable.

Hoy en día, el alcohol es consumido de manera amplia. Al igual que otras drogas sedantes e hipnóticas, el alcohol en cantidades bajas a moderadas alivia la ansiedad y fomenta una sensación de bienestar o incluso euforia. Sin embargo, el alcohol es también la droga que más se consume en el mundo y es la causa de grandes costos médicos y sociales. ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.