Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

Este capítulo repasa la estructura y función normal del componente vascular del sistema cardiovascular y luego examina la fisiopatología de tres afecciones comunes que los médicos ven con frecuencia en la práctica: aterosclerosis, hipertensión y choque.

ESTRUCTURA VASCULAR Y FUNCIÓN NORMAL

ANATOMÍA E HISTOLOGÍA

Los vasos sanguíneos son un sistema cerrado de conductos que transportan la sangre desde el corazón a los tejidos y de regreso al corazón. Toda la sangre fluye a través de los pulmones, pero la circulación sistémica está formada por muchos circuitos diferentes en paralelo (figura 11–1). Esto permite una amplia variación en el flujo sanguíneo sistémico regional sin cambiar el flujo sistémico total.

FIGURA 11–1

Diagrama de circulación en el adulto. (GI, gastrointestinal.)

(Reproducida, con permiso, de Barrett KE, et al. (eds.). Review of Medical Physiology de Ganong. 25th ed. McGraw-Hill; 2016.)

La figura 11–2 resume las características de los distintos tipos de vasos sanguíneos en los seres humanos. Tenga en cuenta que a medida que disminuye el diámetro de los vasos, aumenta su número en el cuerpo, de modo que se incrementa el área transversal total.

FIGURA 11–2

Características de los vasos sanguíneos sistémicos. Las secciones transversales de los vasos no están dibujadas a escala debido al gran rango de tamaño desde la aorta y la vena cava hasta los capilares.

(Reproducida de Burton AC. Relation of structure to function of the tissues of the wall of blood vessels. Physiol Rev Physiol Rev 1954;34:619.)

Todos los vasos sanguíneos están revestidos por una sola capa de células endoteliales. En conjunto, las células endoteliales constituyen un órgano extraordinario que secreta sustancias que actúan sobre el diámetro de los vasos y permiten su crecimiento, su reparación cuando se lesionan y la formación de nuevos vasos que llevan sangre a los tejidos en crecimiento.

Vasos arteriales

La aorta, las arterias grandes y las arteriolas están formadas por una capa externa de tejido conectivo, la adventicia; una capa media de músculo liso, la media; y una capa interna, la íntima, que contiene la capa de células endoteliales y algo de tejido conectivo subendotelial. Las paredes de la aorta y las arterias grandes contienen abundante tejido elástico, gran parte concentrado en la lámina elástica interna, una banda prominente entre la íntima y la media, y otra banda, la lámina elástica externa, entre la media y la adventicia (figura 11–3). Los vasos se distienden por la fuerza de eyección cardiaca durante la sístole, y el tejido elástico les permite retroceder durante la diástole. Esto mantiene la presión diastólica y ayuda al movimiento hacia adelante ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.