Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

La glándula suprarrenal se comporta en realidad como dos órganos endocrinos: uno envuelve al otro. La corteza suprarrenal externa secreta una diversidad de hormonas esteroides diferentes, incluidos los glucocorticoides como el cortisol, los mineralocorticoides como la aldosterona y los esteroides relacionados con los andrógenos, principalmente la dehidroepiandrosterona (DHEA, dehydroepiandrosterone) y el sulfato de DHEA (DHEAS, sulfate DHEA). Los glucocorticoides ayudan a regular los carbohidratos, las proteínas y el metabolismo de las grasas. Los mineralocorticoides ayudan a regular el equilibrio de Na+ y K+, y el volumen del líquido extracelular. Los glucocorticoides y los mineralocorticoides son esenciales para la supervivencia; pero no se ha determinado un papel esencial para los andrógenos suprarrenales. La médula suprarrenal interna, la cual se analizó en el capítulo 12, segrega catecolaminas (epinefrina, norepinefrina y dopamina).

Principalmente por sus potentes efectos inmunosupresores y antiinflamatorios, los glucocorticoides por lo general se usan en preparados farmacológicos, para tratar enfermedades como los trastornos autoinmunes. Es una curiosidad que, aunque son bien conocidos los efectos nocivos de los glucocorticoides en los estados de hipercortisolismo y los efectos beneficiosos de su uso en la farmacoterapia, el papel real de los glucocorticoides endógenos en la homeostasis metabólica en momentos de estrés mínimo siga siendo algo enigmático.

Los principales trastornos de la corteza suprarrenal (cuadro 21–1) se caracterizan por una secreción excesiva o deficiente de cada tipo de hormona suprarrenal: hipercortisolismo (síndrome de Cushing), insuficiencia suprarrenal (enfermedad de Addison), hiperaldosteronismo (aldosteronismo), hipoaldosteronismo y exceso de andrógenos.

CUADRO 21–1Enfermedades principales de las glándulas suprarrenales

ESTRUCTURA Y FUNCIÓN NORMALES DE LA CORTEZA SUPRARRENAL

ANATOMÍA

Las glándulas suprarrenales son órganos pareados, ubicados en el área retoperitoneal, cerca de los polos superiores de los riñones (figura 21–1). Estas glándulas son estructuras aplanadas, con forma de media luna, que en conjunto suelen pesar 8–10 g. Cada una está cubierta por una cápsula fibrosa estrecha y rodeada de grasa. Es copioso el suministro de sangre a las suprarrenales.

FIGURA 21–1

Glándulas suprarrenales humanas. Obsérvese la ubicación ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.