Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

Las micosis sistémicas representan siempre un reto para el clínico, dada su gravedad y su difícil manejo. En cambio, el diagnóstico puede ser muy claro, en especial cuando se recurre a la histopatología, dado que las estructuras parasitarias son la clave de la identificación.

Todo este grupo de enfermedades son ocasionadas por hongos dimórficos y su vía de entrada es pulmonar. Sin embargo, en países en vías de desarrollo, el diagnóstico fácilmente se puede confundir con la tuberculosis pulmonar y, como consecuencia, retrasar un tratamiento oportuno.

También este grupo de micosis tienen de particular que se presenta en áreas epidemiológicas muy restringidas: la coccidioidomicosis en el norte de México y sur de Estados Unidos, y solo han habido casos aislados fuera de esta zona desértica del mundo. Coccidioides immitis está en la franja fronteriza y C. posadasii, fuera de esta zona desértica. La histoplasmosis tiene una distribución más extensa; se relaciona con nichos ecológicos donde hay guano de murciélagos y de aves, y ahora es un marcador importante del síndrome de inmunodeficiencia adquirida. La paracoccidioidomicosis es una micosis intertropical entre el trópico de Cáncer y Capricornio, y la blastomicosis, como su nombre lo indica, es fundamentalmente de Norteamérica. Pocos casos han sido descritos fuera de estas áreas.

No obstante, es posible que con las corrientes migratorias actuales y los desastres naturales se tenga un nuevo panorama epidemiológico, que siempre se ha considerado muy restringido.

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.