Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

En esta sección se analizan algunas enfermedades ocasionadas por actinomicetos o bacterias, tanto superficiales como profundas. El eritrasma se confunde fácilmente con dermatofitosis o pitiriasis versicolor y, aunque el laboratorio puede apoyar al diagnóstico, de manera práctica se utiliza la fluorescencia de la lámpara de Wood. La tricomicosis afecta el pelo, cuya localización es fundamentalmente axilar o pubiana, pero podría confundirse con las piedras; y la queratólisis plantar casi siempre es subdiagnosticada al confundirse con una dermatomicosis podal.

Por otra parte, la actinomicosis, el actinomicetoma y la nocardiosis son enfermedades no relacionadas desde los puntos de vista causal, epidemiológico y terapéutico. La primera es un paramicetoma; la segunda, una enfermedad granulomatosa crónica; y la tercera, fundamentalmente una enfermedad sistémica. Es incorrecto pero frecuente que algunos clínicos y autores las denominen de manera indistinta. En la actualidad se tiene conocimiento de la relación filogenética de estos actinomicetos patógenos, por lo que continúan estudiándose juntas.

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.