Skip to Main Content

DEFINICIÓN

La retinopatía del prematuro (ROP) se define como el desarrollo anormal de la vasculatura retiniana inmadura postnatal en los pacientes prematuros. Descrita como displasia retrolental en 1942 por el oftalmólogo estadounidense Theodore Lasater Terry, continúa siendo la principal causa de ceguera infantil prevenible en todo el mundo.

FISIOPATOLOGÍA

El desarrollo vascular retiniano inicia a las 16 a 18 semanas de gestación, y se extiende desde el disco óptico a la ora serrata nasal (semana 36) y temporal (semanas 39–40); este proceso continúa hasta dos semanas posterior a término.

La formación de vasos se produce mediante vasculogénesis, que es la formación vascular de novo por diferenciación de células precursoras endoteliales que desarrollan vasos primitivos1, y angiogénesis, que es la formación de vasos a través de brotes de vasos preexistentes. También participan factores angiogénicos como el Factor de Crecimiento Endotelial Vascular (VEGF), regulado por el oxígeno, de forma que se produce en respuesta a la hipoxia tisular y se inhibe por la hiperoxia.

La patogénesis en ROP consiste en la disminución del desarrollo vascular a la periferia avascular. (Fig. 29–1). A menor edad gestacional, mayor será la zona avascular. La retina periférica avascular sigue madurando con altas demandas metabólicas, la hipoxia secundaria induce síntesis de factores de crecimiento vascular generando un agresivo proceso angiogénico que lleva a la neovascularización (Fig. 29–2). Esta proliferación de vasos inmaduros favorece la filtración/exudación y genera tracciones sobre la retina, lo que puede ocasionar desprendimiento de la misma.

La teoría fisiopatológica, denominada la teoría del VEGF, explica que la hiperoxia a la cual se encuentran expuestos en ocasiones los pacientes prematuros causa una suspensión del crecimiento vascular con cierre de los vasos y regresión capilar (isquemia retiniana down-regulation de VEGF – fase 1); esto estimula la sobreproducción de VEGF (up-regulation de VEGF – fase 2) y resulta en la neovascularización.

FACTORES PERINATALES

Los factores de riesgo más importantes son: prematuridad y bajo peso al nacer (≤1500 g), siendo más frecuente y grave en prematuros entre las semanas 24–27 y/o con peso extremadamente bajo (<800g).

Otros factores en el desarrollo de ROP son: sepsis, hiperglucemia, transfusión sanguínea, hiper e hipocapnia, hemorragia intraventricular, ductus arterioso permeable, hipoxia, acidosis láctica y uso de eritropoyetina, entre otros.

CLASIFICACIÓN

La clasificación internacional de retinopatía del prematuro (ICROP) toma en cuenta cuatro puntos clave de la enfermedad:

  1. Localización: Según el límite clínico de retina vascular y avascular, se define como tres zonas formando círculos concéntricos con el nervio óptico ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.