Skip to Main Content

SOMOS CÉLULAS

Estamos hechos de células. Las células forman la piel, los órganos y los músculos. El cerebro, el centro de los pensamientos y deseos, está hecho de células. Los vasos sanguíneos rebosan de células. La fecundación no es ni más ni menos que la unión de dos células separadas para producir una única célula nueva, que luego se multiplica para producir el embrión. Cuando un ser humano crece desde un embrión diminuto hasta un adulto grande, lo hace añadiendo más y más células. Cuando la gente se enferma, a menudo es porque sus células “se desbocaron”. Y cuando los seres vivos envejecen, se debe a que sus células gradualmente mueren. Después de morir y ser sepultados, pronto los únicos remanentes de la existencia de la persona son huesos, dientes y pelo, estructuras esculpidas en vida por la incesante actividad de células. Muchos medicamentos actuales funcionan cambiando el comportamiento de las células, y desde hace pocos años las células mismas se usan como medicamentos para curar a las personas enfermas. Como todos los seres vivos están formados por una o más células, el origen de la vida corresponde al origen de las células. Al inicio de este capítulo se explorará qué son las células y cómo funcionan, temas que se ampliarán a lo largo del libro.

Diagrama de células nerviosas del cerebro del gato, dibujado por Santiago Ramón y Cajal. Ramón y Cajal fue el primero en reconocer que el cerebro está formado por un gran número de células individuales, en lugar de una red continua conectada, como lo propuso su rival Camillo Golgi. Ramón y Cajal, junto a Golgi libraron una batalla prolongada sobre este punto, pero finalmente el meticuloso detalle de la obra de Ramón y Cajal convenció al mundo de que el cerebro es, de hecho, un colectivo de células individuales.

FUENTE: Histology of the Nervous System of Man and Vertebrates por Cajal (1995). Figura: “Neurons in the cat brain”. Reproducida con autorización de Oxford University Press.

1.1 EL DESCUBRIMIENTO DE LAS CÉLULAS

Las células y las estructuras que comprenden son demasiado pequeñas para verlas, escucharlas o tocarlas de manera directa. A pesar de esta tremenda limitación, las células son el tema de cientos de miles de publicaciones cada año, todos los aspectos de su minúscula estructura se han puesto bajo escrutinio. De muchas maneras, el estudio de la biología celular y molecular se presenta como tributo a la curiosidad humana por buscar descubrir y a la inteligencia creativa humana por diseñar los complejos instrumentos y técnicas elaboradas con los que se logran estos descubrimientos. Esto no significa que los biólogos celulares y moleculares tengan el monopolio sobre estos nobles rasgos. En un extremo del espectro científico, los astrónomos utilizan un telescopio en órbita para capturar imágenes de galaxias primordiales que están tan ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.