Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

Las eferencias de la corteza motora (y de las cortezas premotora y suplementaria adyacentes) están conformadas por aferencias que provienen de los ganglios basales y el cerebelo. Los ganglios basales y el cerebelo participan en asas corticocorticales que comienzan y finalizan en regiones motoras. Los ganglios basales están involucrados en el inicio y establecimiento de patrones de movimientos (capítulo 7), y el cerebelo participa en la coordinación de los movimientos. Ambas estructuras también están involucradas en la cognición y los movimientos oculares. Las lesiones del cerebelo pueden causar incoordinación de movimientos (ataxia), imprecisión de movimientos (dismetría), dificultad con movimientos alternantes rápidos (disdiadococinesia), inestabilidad troncal y de la marcha, y dificultad con la articulación del habla (disartria). Debido a la participación del cerebelo en la función oculomotora y vestibular, las lesiones en éste también pueden causar nistagmo, vértigo, náuseas y vómito.

ANATOMÍA Y FUNCIÓN DEL CEREBELO

Estructura general del cerebelo

Al igual que el cerebro, el cerebelo tiene dos hemisferios que constan de una corteza, sustancia blanca profunda y sustancia gris profunda (los núcleos dentado, emboliforme, globoso y fastigial bilaterales) (figura 8–1). En la línea media, una estructura del cerebelo llamada vermis se encuentra entre los hemisferios. El vermis de la línea media controla la coordinación de la parte media del cuerpo, de modo que las alteraciones patológicas del vermis provocan inestabilidad troncal y de la marcha. Los hemisferios cerebelosos colocados en posición lateral controlan las partes laterales del cuerpo: las extremidades. Por consiguiente, las lesiones de los hemisferios cerebelosos pueden causar déficit en el brazo o la pierna ipsilateral al hemisferio afectado (en contraste con las lesiones de los hemisferios cerebrales que causan déficits en el brazo o la pierna contralateral al hemisferio afectado).

Figura 8–1

Anatomía del cerebelo. A: Vista esquemática posterior del cerebelo. B: Vista esquemática posterior del tallo encefálico con el cerebro extirpado, que muestra los tres pedúnculos del cerebelo. C: Vista esquemática anterior del cerebelo con el tallo encefálico extirpado. D: Vista mediosagital esquemática del cerebelo. E: Imagen por resonancia magnética (MRI) T1-ponderada, proyección sagital. F: Corte axial esquemático del cerebelo al nivel de la protuberancia anular (puente de Varolio) y del pedúnculo cerebeloso medio, que muestra los núcleos cerebelosos profundos. Reproducida con autorización de Martin J: Neuroanatomy Text and Atlas, 4th ed. New York: McGraw-Hill Education; 2012.

Los flóculos izquierdo y derecho y el nódulo en la línea media (denominados en conjunto lóbulo floculonodular) son estructuras de la parte anterior del cerebelo involucradas en la función vestibular y los movimientos de los ojos.

Pedúnculos cerebelosos

Para coordinar los ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.