Skip to Main Content

I. INDICACIÓN

Tratamiento y reducción al mínimo de la lesión inicial ocasionada por infiltración de soluciones intravenosas (IV) o medicamentos en los tejidos. Las tasas de filtración son más elevadas en recién nacidos (RN) (hasta 70%) con extravasación hasta en 23% de los casos. Los factores de riesgo relacionados con aumento de las complicaciones en las primeras 48 h después de la punción son intubación endotraqueal, nutrición parenteral total, hemotransfusión, otros fármacos, infección, peso corporal el día de la colocación y tipo de solución intravenosa (intermitente o continua).

  1. Infiltración se refiere a la fuga de soluciones no vesicantes (no irritantes) de un catéter hacia los tejidos circundantes. Los infiltrados son casi siempre benignos a menos que grandes cantidades de líquido causen compresión de estructuras nerviosas o síndrome compartimental. De manera típica incluye a las soluciones IV habituales.

  2. Extravasación es la fuga inadvertida de soluciones vesicantes (líquidos o fármacos muy cáusticos que pueden causar necrosis hística) de un catéter a los tejidos contiguos; esto puede ocurrir por desplazamiento del catéter o aumento de la permeabilidad vascular. Son sustancias vesicantes comunes la nutrición parenteral total (TPN), potasio, bicarbonato y solución glucosada en altas concentraciones. La extravasación puede inducir reacciones cutáneas leves, necrosis hística grave o lesión tan grave que obligue a practicar una intervención quirúrgica, incluida la amputación.

II. PROCEDIMIENTOS

  1. El objetivo debe ser la prevención de la extravasación e infiltración. Esta medida incluye vigilancia frecuente de los sitios de punción, ritmos de goteo apropiados para el tamaño del catéter y valoración rápida, si existe preocupación de una posible infiltración. Un programa de tratamiento para la infiltración IV o las guías basadas en evidencia y listas de verificación para lesiones por infiltración de soluciones IV fueron eficaces para reducir la frecuencia de infiltración de soluciones IV y aumento de la tasa de detección temprana de ésta. Una revisión Cochrane encontró que existía evidencia insuficiente para recomendar un apósito único o un método de fijación sobre otro para los catéteres IV periféricos y los catéteres centrales de inserción percutánea con el fin de prevenir complicaciones. Otra consideración para la prevención indica reducir la administración de soluciones vesicantes a través de catéteres periféricos y preferir el uso de catéteres centrales.

  2. El tratamiento inicial depende de la etapa de infiltración/extravasación, el tipo de solución y la disponibilidad de antídotos específicos. No hay evidencia concluyente respecto de la atención óptima después de la extravasación de soluciones IV en el RN. Las publicaciones médicas disponibles incluyen en su mayoría datos anecdóticos o informes de casos descriptivos. Se ha propuesto un sistema de estadificación que proporciona una guía de las opciones terapéuticas iniciales apropiadas (cuadro 42–1). Este capítulo se refiere sólo al tratamiento inicial y no al tratamiento de las complicaciones de largo plazo (cicatrización, pérdida de tejidos, compromiso vascular).

  3. Antídotos específicos

    1. Hialuronidasa. Está indicada para soluciones con elevada osmolaridad y fármacos como solución glucosada en altas concentraciones, TPN, ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.