Skip to Main Content

Hipopituitarismo anterior

BASES PARA EL DIAGNÓSTICO

  • Deficiencia de hormona adrenocorticotrópica (ACTH, adrenocorticotropic hormone): menor secreción de cortisol y adrenalina por las suprarrenales; la secreción de aldosterona permanece igual.

  • Deficiencia de hormona de crecimiento (GH, growth hormone): en niños, talla corta; en adultos, astenia, obesidad y mayor riesgo cardiovascular.

  • Deficiencia de prolactina (PRL): inhibición de la lactancia después del parto.

  • Deficiencia de hormona estimulante de la tiroides (TSH, thyroid-stimulating hormone): hipotiroidismo secundario.

  • Deficiencia de hormonas luteinizante (LH, luteinizing hormone) y foliculoestimulante (FSH, follicle-stimulating hormone): hipogonadismo e infertilidad en varones y mujeres.

GENERALIDADES

El hipopituitarismo puede ser resultado de disfunción hipotalámica o hipofisaria. Los pacientes con hipopituitarismo pueden tener deficiencia hormonal única o múltiple. Las hormonas adenohipofisarias son GH, PRL, ACTH, TSH, LH y FSH. Las hormonas neurohipofisarias son la oxitocina y la arginina vasopresina (AVP), también conocida como hormona antidiurética (ADH). Cuando se descubre una deficiencia hormonal es posible que existan otras.

1. Hipopituitarismo por lesiones tumorales

Las lesiones en el hipotálamo, tallo hipofisario o hipófisis causan hipopituitarismo. Los tumores neuroendocrinos de la hipófisis pueden causar hipopituitarismo anterior, en particular cuando son macroadenomas grandes (>1 cm). Los tumores neuroendocrinos hipofisarios no funcionales tienen más probabilidades que los adenomas hipofisarios funcionales de aumentar de tamaño lo suficiente como para causar hipopituitarismo anterior; rara vez causan diabetes insípida. Los adenomas hipofisarios suelen ser esporádicos, pero 5% se presentan en síndromes tumorales familiares. Los adenomas hipofisarios secretan con mayor frecuencia PRL o (con menor frecuencia) GH o ACTH. Otras lesiones tumorales incluyen craneofaringioma, plasmacitoma, tumores de células germinativas, gliomas, linfomas, quistes (hendidura de Rathke, dermoide, epidermoide, aracnoide), meningioma y hemangiopericitoma (un tumor meníngeo especialmente agresivo). Los hamartomas hipotalámicos suelen presentarse en la infancia con convulsiones, pero pueden causar pubertad precoz. Los condrosarcomas y los cordomas pueden afectar al clivus y los huesos de la base del cráneo. Las lesiones vasculares incluyen apoplejía del tumor hipofisario, síndrome de Sheehan agudo, aneurisma del seno cavernoso y hemorragia subaracnoidea. Las lesiones inflamatorias/infiltrativas incluyen granulomatosis con poliangitis, xantomatosis, granuloma de células gigantes, histiocitosis de células de Langerhans, sarcoidosis, sífilis, hipofisitis y tuberculosis. Las lesiones infecciosas pueden ser bacterianas, micóticas o parasitarias.

Las metástasis hipofisarias suelen originarse del cáncer de mama (45%), en especial con HER2 positivo; casi 50% se presentan en los 10 años siguientes al tumor primario. El cáncer de pulmón representa cerca de 21% de las metástasis hipofisarias que suelen presentarse antes del primer año a partir de la detección del cáncer primario. Las metástasis hipofisarias a menudo se presentan con pérdida visual u oftalmoplejía, deficiencia de ACTH (71%), deficiencia de TSH (65%) o diabetes insípida (26%); casi 88% de los pacientes tiene deficiencia de gonadotropinas.

La hipofisitis linfocítica es un trastorno autoinmunitario que afecta a la glándula hipófisis. Se caracteriza por infiltración del infundíbulo e hipófisis ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.