Skip to Main Content

1. RABIA

BASES PARA EL DIAGNÓSTICO

  • Antecedente de mordedura por un animal.

  • Parestesias, hidrofobia, ira que alterna con la calma.

  • Convulsiones, parálisis, saliva espesa pegajosa.

Generalidades

La rabia es una encefalitis viral (rabdovirus) transmitida por la saliva infectada que entra al organismo a través de la mordedura de un animal o una herida abierta. A nivel mundial, cada año se notifican 17 millones de casos de mordeduras de animales y cerca de 59 000 muertes anuales se atribuyen a la rabia. Esta enfermedad es endémica en más de 150 países; con base en entrevistas, se calcula que más del 40% de la población mundial vive en áreas en donde no se aplica vigilancia para la rabia. Muchos de los casos en cuestión ocurren en áreas rurales de África y Asia. La India tiene la incidencia más alta con el 36% de las muertes globales (http://www.who.int/rabies/epidemiology/en/). En países en desarrollo, más de 90% de los casos en humanos y 99% de los fallecimientos en ellos por rabia son consecuencia de mordeduras de perros infectados. La rabia en viajeros que se dirigen a áreas donde la enfermedad es endémica, por lo común guarda relación con lesiones causadas por animales (que incluyen perros en el norte de África y en la India, gatos en el Oriente Medio y primates no humanos en África Subsahariana y Asia). Gran parte de los casos relacionados con viajes se produjeron en un término de 10 días después de haber llegado al lugar de destino. Virus relacionados, aunque poco comunes, incluyen el lissavirus australiano, trasmitido por murciélagos (también conocidos como zorros negros voladores y que han causado tres muertes en los últimos 20 años) y el lissavirus europeo, con casos reportados en Alemania y Reino Unido. Las áreas libres de rabia incluyen gran parte de Europa occidental, Australia, Nueva Zelanda, Japón y el estado de Hawai, en Estados Unidos. Un mapa que descibe estas áreas está disponible con Wikimedia Commons: (https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Rabies_Free_Countries_and_Territories.svg).

En Estados Unidos, los casos de rabia de origen autóctono son raros (en promedio, 92% de los casos están vinculados con la vida silvestre), pero probablemente permanecen sin notificarse. Los informes provenientes, en gran medida, de la costa oriental muestran incremento de la frecuencia de rabia en gatos y, en promedio, 1% de los animales analizados presentaron seropositividad al virus de la rabia. La carga anual de casos en los Estados Unidos es de uno a tres casos (https://www.cdc.gov/rabies/location/usa/surveillance/human_rabies.html). Entre 1960 y 2018, se notificaron un total de 125 casos de rabia humana en Estados Unidos; de estos, 36 (28%) con antecedentes de mordeduras de perros durante viajes internacionales. Los 89 casos restantes (72%) fueron adquiridos, con mayor frecuencia, por murciélagos.

La vigilancia para rabia en animales mostró la aparición en 2017 de 4 454 cuadros en animales y dos casos humanos, en 49 estados y en Puerto Rico. ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.