Skip to Main Content

INTRODUCCIÓN

Se conocen ocho especies de trematodos pulmonares Paragonimus que generan enfermedad en seres humanos. La más importante es Paragonimus westermani. Paragonimus es endémico en el este asiático, Oceanía, África occidental y Sudamérica, donde hay millones de personas infectadas; son poco frecuentes las infecciones en Norteamérica. Los huevecillos se liberan al agua dulce, donde los parásitos infectan a los caracoles; a continuación, las cercarias infectan a los cangrejos y a los langostinos. La infección humana se desarrolla después de consumir mariscos de agua dulce crudos, mal cocidos o en salmuera. Más tarde, las metacercarias se desenquistan, penetran el peritoneo y se trasladan a los pulmones, donde maduran a gusanos adultos en unos dos meses (eFig. 35–22).

eFigura 35–22.

Ciclo vital de Paragonimus westermani (fasciola pulmonar). Los huevecillos sin embrión se eliminan hacia el ambiente en el esputo o en forma alternativa se tragan y se eliminan en las heces fecales

image
. En el ambiente externo, los huevecillos se embrionan
image
, los miracidios salen de los huevecillos y penetran en el primer hospedador intermedio, el caracol, y penetran en los tejidos blandos
image
. Los miracidios pasan a través de varias etapas de desarrollo dentro del caracol
image
: esporocistos
image
, redias
image
, que se multiplican en forma masiva, lo que genera numerosas cercarias
image
que abandonan al caracol. Las cercarias invaden al segundo hospedador intermedio, un crustáceo como el cangrejo o el langostino, donde se enquistan y se convierten en metacercarias. Las metacercarias constituyen la fase infecciosa para el hospedador mamífero
image
. La infección en el ser humano con P. westermani se presenta por consumir cangrejo o langostino mal cocido o en salmuera que albergan metacercarias del parásito
image
. Las metacercarias desenquistan en el duodeno
image
, penetran a través de la pared intestinal y el diafragma hacia los pulmones donde se encapsulan y desarrollan a la etapa adulta
image
(7.5 a 12 mm por 4 a 6 mm). Los gusanos también pueden llegar a otros órganos y tejidos, como el cerebro y el músculo estriado respectivamente. Sin embargo, cuando esto ocurre no se puede completar el ciclo vital porque los huevecillos liberados no son capaces de salir de estos sitios. El tiempo desde la infección hasta la oviposición es de 65 a 90 días. Las infecciones pueden durar hasta por 20 años en el ser humano. Animales como cerdos, perros y diversas especies felinas también pueden albergar a P. westermani. (De Global Health, Division of Parasitic Diseases and Malaria, CDC.)

La mayoría de las personas tiene cargas moderadas de gusanos y es asintomática. En los casos sintomáticos, el dolor abdominal y la diarrea se desarrollan dos días a dos semanas después de la infestación, seguidos de fiebre, tos, dolor torácico, urticaria y eosinofilia. Los síntomas agudos pueden durar varias semanas. La infección crónica puede originar tos con producción de esputo pardo, hemoptisis, disnea y dolor torácico, ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.