Skip to Main Content

TRASTORNOS BENIGNOS DE LA MAMA

AFECCIÓN FIBROQUÍSTICA

FUNDAMENTOS PARA EL DIAGNÓSTICO

  • Masas dolorosas en las mamas; a menudo múltiples y bilaterales.

  • Es frecuente la fluctuación rápida en el tamaño de la masa.

  • Con frecuencia, el dolor empeora durante la fase premenstrual del ciclo.

  • La edad más típica es de 30–50 años. Rara en mujeres posmenopáusicas que no reciben restitución hormonal.

Consideraciones generales

La afección fibroquística es la lesión más frecuente de la mama. Aunque de manera habitual se conoce como “enfermedad fibroquística”, de hecho, no representa un trastorno patológico o anatómico. Es frecuente en mujeres de 30–50 años de edad, pero es poco usual en mujeres posmenopáusicas que no recurren a la restitución hormonal. El estrógeno se considera un factor causal; quizá haya un mayor riesgo en quienes beben alcohol, en especial en las mujeres de entre 18 y 22 años de edad. La afección fibroquística abarca una amplia variedad de cambios histológicos benignos en el epitelio mamario, algunos de los cuales se encuentran con tanta frecuencia en las mamas normales que tal vez son variantes de lo normal, no obstante lo cual se denominan “afección” o “enfermedad”.

Los hallazgos microscópicos de la afección fibroquística incluyen quistes (macroscópicos y microscópicos), papilomatosis, adenosis, fibrosis, e hiperplasia epitelial ductal. Aunque en general se considera que la afección fibroquística aumenta el riesgo de cáncer de mama posterior, sólo las variantes con un componente de proliferación epitelial (en especial con atipia), papilomatosis o aumento de la densidad mamaria en la mamografía representan verdaderos factores de riesgo.

Datos clínicos

A. Signos y síntomas

La afección fibroquística puede producir una masa asintomática en la mama que se descubre por accidente, pero el dolor o la sensibilidad a menudo llaman la atención. Con frecuencia, el malestar surge o empeora durante la fase premenstrual del ciclo, momento en el que los quistes tienden a agrandarse. Las fluctuaciones en el tamaño y la aparición o desaparición rápida de una masa mamaria son habituales con esta afección, al igual que las masas múltiples o bilaterales y la secreción serosa del pezón. Las pacientes manifiestan antecedentes de un bulto transitorio en el seno o dolor cíclico en la mama.

B. Pruebas diagnósticas

La mamografía y la ecografía deben usarse para evaluar una masa en una paciente con afección fibroquística. La ecografía sola puede usarse en mujeres menores de 30 años de edad. Ya que una masa debida a una afección fibroquística es difícil de distinguir del carcinoma sobre la base de los hallazgos clínicos, las lesiones sospechosas deben someterse a biopsia. La biopsia con aguja gruesa, en vez de la aspiración con aguja fina (FNA, fine-needle aspiration), es la técnica preferida. La biopsia por escisión rara vez es necesaria, pero debe realizarse en ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.