Skip to Main Content

ACTUALIZACIONES CLÍNICAS EN HIPERURICEMIA Y SÍNDROME DE LISIS TUMORAL

Se recomienda mantener un gasto cardiaco de cuando menos 100 mL/h y un volumen urinario diario mínimo de 3 L/día.

Cuando existe evidencia de sobrecarga de volumen o gasto urinario insuficiente se puede recurrir a los diuréticos de asa.

Los diuréticos tiazídicos están contraindicados puesto que elevan la concentración de ácido úrico y a veces interactúan con el alopurinol.

BASES PARA EL DIAGNÓSTICO

  • Complicación de la lisis tumoral relacionada con el tratamiento de los cánceres hematológicos y las tumoraciones que proliferan con rapidez.

  • Empeora con diuréticos tiazídicos.

  • La elevación rápida del ácido úrico sérico provoca nefropatía aguda por uratos a causa de la cristalización del ácido úrico.

  • Es fundamental reducir el ácido úrico sérico antes de la quimioterapia para prevenir la nefropatía por uratos.

GENERALIDADES

El síndrome de lisis tumoral (TLS, tumor lysis syndrome) se observa con frecuencia después del tratamiento de los cánceres hematológicos como leucemia linfoblástica aguda y linfoma de Burkitt. Sin embargo, se puede observar ante cualquier tumor que sea muy sensible a la quimioterapia. Se debe a la liberación masiva del material celular, como ácidos nucleicos, proteínas, fósforo y potasio. Si se rebasan el metabolismo y la excreción de estos productos de la degradación, se producen hiperuricemia, hiperfosfatemia e hiperpotasemia súbitas. A continuación, puede haber lesión renal aguda por la cristalización y depósito de ácido úrico y fosfato de calcio dentro de los túbulos renales, lo que exacerba aún más la hiperfosfatemia y la hiperpotasemia.

MANIFESTACIONES CLÍNICAS

A. Signos y síntomas

Los síntomas de hiperfosfatemia incluyen náusea y vómito, así como convulsiones. Además, con las concentraciones altas de fósforo, la precipitación conjunta con calcio puede causar bloqueo del túbulo renal, lo que exacerba aún más la lesión renal. La hiperpotasemia, causada por la liberación de potasio intracelular y la disminución de la excreción debida a la afección renal, puede inducir arritmias y muerte súbita.

B. Estudios de laboratorio

El diagnóstico de TLS por laboratorio incluye cuando menos dos de los siguientes criterios observados en un periodo de 24 horas: ácido úrico de 8 mg/100 mL o más (476 µmol/L o más), fosfato de 4.5 mg/100 mL o más (1.45 mmol/L o más), potasio de 6.0 mEq/L o más (6 mmol/L o más) (o incremento de 25% de la basal para esos parámetros) y calcio sérico corregido de 7 mg/100 mL o menos (1.75 mmol/L o menos). Para el diagnóstico clínico de TLS es incluye los criterios de laboratorio y la presencia de cuando menos un criterio clínico: insuficiencia renal aguda (creatinina mayor o igual a 1.5 × límite superior del normal o incremento mayor de 0.3 g/100 mL o gasto urinario mayor de 0.5 mL/kg/hr ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.