Skip to Main Content

++

INTRODUCCIÓN

++

ESTUDIO DE CASO

Una mujer de 85 años de edad y 60 kg de peso con creatinina sérica de 1.8 mg/100 mL tiene fibrilación auricular. Se tomó la decisión de administrar digoxina para controlar la taquicardia. La concentración deseada de digoxina para el tratamiento de la fibrilación auricular es de 2 ng/mL. Las tabletas de digoxina disponibles en el mercado contienen 62.5 microgramos (μg [mcg]) y 250 μg. ¿Qué dosis de mantenimiento es la recomendable?

++

El objetivo del tratamiento es obtener el efecto beneficioso deseado con reacciones adversas mínimas. Cuando se elige un fármaco para un paciente, el médico debe decidir cuál es la mejor dosis para la consecución de este objetivo. Una forma racional de alcanzar esta meta consiste en combinar los principios de la farmacocinética con la farmacodinamia para determinar la relación dosis-efecto (fig. 3-1). La farmacodinamia regula la parte concentración-efecto de la interacción, mientras que la farmacocinética se relaciona con la dosis-concentración (Holford y Scheiner, 1981). Los procesos farmacocinéticos de absorción, distribución y eliminación determinan cuán rápido y por cuánto tiempo aparece el fármaco en el órgano en el que ocurre el efecto farmacológico. Los conceptos farmacodinámicos de respuesta máxima y sensibilidad establecen la magnitud del efecto con una concentración particular (véanse Emáx y C50, cap. 2; la C50 también se conoce como EC50).

++
FIGURA 3-1

La relación entre dosis y efecto puede separarse en componentes farmacocinéticos (dosis-concentración) y farmacodinámicos (concentración-efecto). La concentración establece un vínculo entre la farmacocinética y la farmacodinamia, y es el objetivo de la estrategia de concentración ideal para la administración racional. Los tres procesos primarios de la farmacocinética son la entrada, distribución y eliminación.

Graphic Jump Location
++

La figura 3-1 ilustra la hipótesis fundamental de la farmacología, es decir, que existe una relación entre un efecto beneficioso o tóxico de un fármaco y la concentración de éste. Dicha hipótesis se ha documentado para muchos fármacos, como lo indican las columnas Concentración deseada y Concentración tóxica del cuadro 3-1. La aparente falta de esta relación para algunos compuestos no debilita la hipótesis básica, pero señala la necesidad de considerar el curso temporal de la concentración en el sitio real del efecto farmacológico (véase más adelante).

++
Table Graphic Jump Location
CUADRO 3-1

Parámetros farmacocinéticos y farmacodinámicos para algunos fármacos. (Véase Holford et al., 2013, para parámetros en neonatos y niños.)

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.